LA PRECISIÓN:
CON EL INTERIOR Y EN EL CAMBIO DE JUEGO.

INTERIOR:

Un mal endémico de las categorías inferiores, a pesar de, los títulos de entrenador Nacional o del INEF, que lucen muy orgullosos y ni siquiera saben enseñar, el golpeo más sencillo.
Por eso, cuando “enseñan” emplean el “cópiame o haz como yo” y cuando le copia, sigue sin precisión y encima las burlas de los compañeros o algo más, pero, menos mal que, la anatomía, biomecánica, aprendizaje motor, tácticas, sistemas,etc eso si saben enseñar.

¿Nunca os habéis fijado, en lo que hace con el palo antes de golpear, a un agujero cerca, el jugador de golf ? ¿Por qué? Porque debe colocar su punta, (en ángulo recto) lo más paralelo, al agujero, antes de golpear.

Nosotros haremos lo mismo. La pierna y el pié, deben formar un ángulo recto y el pie, es decir, el interior, paralelo a donde lo queremos enviar. La práctica la tienes que hacer, tal como te muestro y a 10-15 metros.
Al principio, te puedes desmoralizar, sobretodo, con la pierna menos hábil, es normal, lo que deberás de hacer, entonces, casi igual, que el de golf, es decir, no verás la posición, mas que, al principio y al final.

1º Mira y retén la posición, en la retina y no volver, hasta después del golpe.
2º Miras al balón.
3º Preocúpate, de poner el interior paralelo, al blanco y golpea, una y muchas veces.

INSISTO: Paralelo al punto que quieres enviarlo..

Aquí tienes las razones por las que no tienes precisión.

1º No está paralelo, al punto.
2º Incluyes en el golpeo, una parte del pie, que cede.
3º Por la posición del de apoyo.

   
Con un ligero giro del de apoyo, podrás ponerlo paralelo, de forma natural.
   

Golpea donde indico, esa parte no cede y además, tendrás más potencia.
Inicia el entreno, manteniéndote al trote
sobre el terreno.
Notarás que, al dar el paso y levantar el
que va a golpear, el cuerpo, girará y te
facilitará la colocación paralela del pie, para el golpeo. Solo te queda, muchas prácticas.

EN EL CAMBIO DE JUEGO

Si no tienes buena predisposición, ni comiences.

En la precisión en el cambio, es fundamental, la respiración, por dos motivos:
Uno, la potencia, el otro, la colocación correcta del empeine que, tiene que estar paralelo al compañero, en el momento del golpeo,al cual queremos enviárselo.
Para que lo entiendas mejor.
Imagínate que tienes que caminar, manteniendo el equilibrio, sobre una superficie estrecha y larga. ¿ Verdad que, además de abrir los brazos, contienes la respiración? ¿Por qué? Porque necesitas, colocar el pie, en aquel punto exacto que, te va a permitir, mantener el equilibrio. ¿Verdad?
Esa misma preocupación, en el golpeo, debes de tenerla, en la colocación del empeine que, insisto, debe de estar paralelo, en el momento del golpeo, al compañero que, quieres enviar y el pie en su salida del golpeo, no debe de ir, ni a la izquierda si eres diestro o a la derecha si eres o pegas con la zurda .En una palabra, el pie debe de seguir unos segundos la trayectoria del balón, hacia el sujeto. Esto es muy importante para definir bien.

Para golpear con el empeine paralelo, debes flexionar e inclinar, la de apoyo, (dolerá el tobillo, unos segundos) los brazos, el del mismo lado, del pie que va a golpear, abierto hacia atrás, abajo y en diagonal, el otro, abierto en diagonal y hacia afuera.
Cuando golpees, el pie apenas debe rebasar, la posición que, ocupaba el balón.
Vamos a probar:
1º Miras a quien o a donde.
2º Contén la respiración.
3º Carrera (Golpear con técnica)
4º Máxima concentración en la posición del empeine, paralelo y
5º Golpea.
¿Lo has comprendido todo? Si hay algo que no, no empieces las prácticas, no tendría sentido.
Práctica:
Colócate a 10 metros de una pared (la devuelve rápido) y le haces una marca.
A balón parado, golpeas.
Ya has golpeado. ¿A donde?
A la derecha o izquierda de la marca: Mal, pero si fué a menos de 1 metro, casi bien.
Por arriba o debajo de la marca: Precisión buena, mal control de la potencia ( es normal, en principio)
Cuando domines la precisión, a balón parado, (no el control de la potencia, por ahora), alguien que se ponga delante de la pared y que te envie el balón raso y sin parar, debes de devolverlo.
Cuando lo domines bien, ya puedes empezar con el control de la potencia.
Repite los mismos ejercicios, pero ahora doblando la distancia y practica todos los dias.
" Lo que no se entrena, no se juega"

Voy a suponer que, ya domináis la precisión.
¿Como  aprovecharla?
Veréis con demasiada frecuencia que, cuando ejecutan una falta hacia el área, suelen
elevar mucho el balón, haciendo una gran parábola. No se dan cuenta que con ello, obliga al compañero a dar mucho impulso al remate de cabeza y con cierta dificultad para tener precisión..
¿Cómo le facilitaríamos ese remate?
No dando tanta parábola al balón y para ello debemos de aumentar la potencia y no golpear al balón por abajo y con ello, el rematador, solo tendrá que preocuparse, primero del salto y después de colocar bien, la parte de la cabeza con la que pretende dirigir, al recibir el impacto del balón.


Veamos ahora cuando el compañero va en carrera.
Tienes que golpear hacia un punto imaginario, por delante unos 2 metros del que corre, ¿ por qué 2 metros y si es rápido 3 metros?
En el tiempo que pierdes al mirarlo y después al balón, para golpearlo, el ya recorrió un metro o más.
Asi, si el balon va alto, el compañero puede tener la opción de controlarlo en salto y no perderse por la banda.